Traslado de empresa

Mi empresa se traslada, ¿cuáles son mis derechos como trabajador? Pero, ¿qué pasa si mi empresa se traslada? ¿Cuáles serían mis derechos? Te lo explicamos a continuación

Seguro que estas últimas semanas has podido ver como muchas empresas han trasladado sus sedes sociales y fiscales debido a la situación actual en nuestro país. Al menos de momento, estos movimientos no han implicado un cambio en la ubicación de los trabajadores de dichas empresas por lo que no deberías preocuparte. Pero, ¿qué pasa si mi empresa se traslada? ¿Cuáles serían mis derechos? Te lo explicamos a continuación.

Movilidad geográfica

Para entender mejor la situación primero debemos conocer qué dice la ley respecto a la movilidad geográfica en el entorno laboral. Las claves las encontramos en el artículo 40 del Estatuto de los trabajadores donde se detallan dos aspectos fundamentales a la hora del traslado de un trabajador:

1. El traslado debe efectuarse justificadamente. Es decir, debe existir una causa o causas que avalen el traslado del trabajador. Eso sí, el margen es amplio. Pueden ser causas económicas, técnicas, organizativas o de producción.

2. El empleado debe ser notificado al menos con 30 días de antelación. Eso sí, una vez haya sido notificado, la empleada o empleado tiene varias forma de actuar:

  • Aceptar el traslado: En tal caso, debes saber que tienes derecho a una compensación tanto para ti como para los familiares que tengas a tu cargo por las molestias ocasionadas por el traslado. Aunque no existe una cantidad mínima nunca puede ser inferior a la establecida por convenio.
  • Decides finalizar el contrato: Si no aceptas el traslado, puedes solicitar finalizar la relación laboral. En ese caso tendrás derecho a una indemnización de 20 días por año trabajado y a tu prestación por desempleo.
  • Demandar judicialmente: Si ninguna de las opciones anteriores es interesante para ti, siempre puedes reclamar judicialmente en cuyo caso, será un juez quien dictamine si tu traslado está justificado o no.

Cuando se trata de traslados masivos en los que son muchos los trabajadores implicados se tienen, por norma general, algunas consideraciones adicionales con los representantes de los trabajadores. Se llevarán a cabo consultas en las que se evaluaran de forma detallada las consecuencias y motivaciones del traslado, la manera de evitar o reducir sus efectos y formas de minimizar el impacto en los trabajadores.

En caso de que no se llegue a ningún acuerdo debemos tener en cuenta que será un juez quien dictamine si el traslado está justificado o no, y las condiciones finales para llevarlo a cabo quedando paralizado hasta su resolución.

Si te encuentras en una situación similar no dudes en consultar a tu abogado de confianza. En Lopez Abogado ponemos a tu disposición nuestro servicio de consulta urgente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *